Imagen cortesía de: cdn-images.lasaludvital.com

Esta época del año está llena de oportunidades para empacar unos kilos de más. Piensa en las galletas de Navidad, el ponche de huevo, los días perezosos cuando tu único ejercicio es arrastrarte del sofá a la nevera… Seguro ya tienes la idea. Pero si vives en un clima de clima frío, tienes al menos un arma de calorías en tu arsenal de vacaciones: esa explosión ártica que te golpea cuando sales de casa.

Si, las temperaturas frías pueden aumentar la quema de calorías. Ya lo sabíamos gracias a estudios recientes sobre la grasa marrón y la hormona irisina, los cuales están involucrados en el gasto de energía y son activados por contracciones musculares involuntarias, como temblores cuando la temperatura baja.

Es increíble como la ciencia siempre nos sorprende con algo nuevo y completamente desconocido para nosotros hasta el momento, esto, fue exactamente lo que hizo la Sociedad Química Americana, con uno de sus más recientes descubrimientos, y todo esto, nos lo mostró en un video

Como tiritar te ayuda a quemar grasa

Nos encantó cómo la Sociedad Química Americana explicó la ciencia para nosotros en un nuevo vídeo, y nos mostró exactamente cómo el proceso se reduce. Es un gran recordatorio de lo duro y lo mucho que nuestros cuerpos están trabajando bajo la superficie visible, incluso cuando apenas estamos moviendo sólo un músculo.

Para ser más claros, tiritando en un esquí o esperando en la fila fuera de una sala de cine nunca podría proporcionar todos los beneficios de los latidos del corazón o la construcción de músculo de entrenamiento –  que también puede, por cierto, desencadenar grasa marrón para quemar más calorías – Pero por lo menos podemos estar un poco aliviados al saber que puede ayudar – incluso en el más ínfimo modo – a mantener un poco a raya ese temido peso de invierno.

Dejar respuesta